Educación

Cómo esperar los resultados de la PSU y no morir de la ansiedad

Sentimientos de ansiedad y angustia son habituales dentro de los jóvenes que esperarán sus resultados de la Prueba de Selección Universitaria.

Este martes terminó la segunda jornada de rendición de la Prueba de Selección Universitaria (PSU). Al nerviosismo propio de este período, este año se suman cambios en el temario de las pruebas de admisión 2016 y modificaciones al sistema de ranking y de financiamiento, temas que incrementan la ansiedad de los estudiantes que rindieron la PSU y que están a la espera de sus resultados.

La psicóloga y directora de la escuela de Psicología de la Universidad del Pacífico, Carmen Gutiérrez, advierte que los sentimientos de incertidumbre no son algo grato, por lo que es conveniente la contención y apoyo de la gente cercana.

“Es importante que el joven sepa que los padres lo apoyan, que están orgullosos de él y que independientemente de sus resultados en la PSU, puede contar con ellos. Esto es habitual en las familias en las que hay un diálogo abierto, franco y buenas relaciones interpersonales, a diferencia de los que ocurre en las familias más estrictas o cerradas, donde es posible que estos jóvenes se sientan más presionados, exigidos y con menos posibilidades de ser y sentirse respaldados por sus padres”, comentó.

La psicóloga clínica plantea que se debe ser realista frente a la espera de los resultados y que, por lo tanto, el acompañamiento debe ser considerando el resultado esperable de la prueba de admisión de acuerdo a la historia académica de cada joven.

“Los resultados de la PSU no se improvisan, y por ello es importante que la familia tenga una expectativa realista acerca del posible resultado de su hijo en la PSU y, desde esa base, barajar y decidir las mejores opciones posibles de estudio superior”, aclara.

En ese sentido, una expectativa realista con su proyección de futuro, es también una buena forma de apoyar.

“Obviamente, en la medida que haya más espacios de diálogo y mayor apertura a enfrentar estos temas, expectativas, temores y sueños asociados de manera abierta y franca, es una buena manera de estar presentes y contener”, plantea.

También te puede interesar:


 
 
 
 


Lo más visto

To Top